El masaje tántrico y los orgasmos cósmicos

La continuidad en el trabajo con el tantra va trayendo regalos que abarcan todos los niveles del Ser y van dando profundidad a las experiencias. Cuando cada rincón del cuerpo se pone en estado vibratorio y la energía circula en oleadas, que vienen y van, es difícil encontrar palabras. Llamarlo «orgasmo cósmico sideral» es otra manera de decir algo así como «estado sensitivo, ampliado y expandido de la conciencia universal».

ORGASMO CÓSMICO SIDERAL

Es que me repito.
Cada viaje es SÚPER ESPECIAL y único.
No hay ninguno igual, pero cada vez es mejor, más potente, más excitante, más de todo. No se que adjetivos ponerle, en este último además viví unos momentos MÁGICOS inmerso en un viaje de sensaciones indescriptibles.
El tantra me enseña a venir SIN NINGÚN TIPO DE EXPECTATIVA y eso es lo que hace que cada sesión sea ÚNICA.
Y he descubierto que ahora soy multiorgásmico, con estos viajes tengo sensaciones y siento cosas que no había sentido nunca.
Queda decir…
Muchas gracias.
Y hasta pronto.

J.C.

Un viaje experiencial hacia el masaje tántrico

El «Viaje de Brahma y Sarasvati” es un viaje experiencial, que hemos creado mi compañera Maytechu y yo, donde el Sadhak (quién recibe el masaje), durante cuatro sesiones progresivas, se va convirtiendo en Daka (en masajista), con el acompañamiento de nosotras como Dakinis (masajistas guías), para integrar de forma práctica, las herramientas de un auténtico masaje tántrico. No se trata de un aprendizaje para dedicarse de forma profesional sino, más bien, para aplicar lo aprendido en el ámbito de la vida personal e ir profundizando en las llaves tántricas.

En este caso el Sadhak es un hombre que ya lleva cierto recorrido con nosotras y que ha querido ir más allá, el trabajo previo le ha ayudado a comprender, sentir y vivir,… la dimensión de entrar al “momento presente” con todo tu Ser para crear la “danza del masaje” con otra Dakini. Y, tal como él mismo dice, fue espectacular. Una comunión con la Vida.

Delante de esta experiencia nosotras solo podemos decir: GRACIAS por la confianza y la entrega.

 

 Cuatro manos y dos almas, al servicio de la magia”  

Última sesión del viaje.

Llego a casa aún sudoroso, y eso que me he duchado, aún me tiemblan las piernas.

Hacer “El Viaje de Brahma y Sarasvati” ha sido la experiencia más enriquecedora y gratificante qué he experimentado desde que empecé en este mundo tan amoroso de dar y no esperar nada a cambio.

El viaje, desde el primer día, fue espectacular, una experiencia totalmente recomendable, además ninguna de las cuatro sesiones ha sido igual.

Yo lo he vivido  intensa y placenteramente, además de muy conscientemente. Cuando conseguí la combinación tacto-mente fue una sensación indescriptible, ¡hay que vivirlo!.

Con muchas ganas de seguir adentrándome en este mundo.

Dar las GRACIAS A MIS DIOSAS Y UN MEGA ABRAZO.

J.C.

 

El amor cura las heridas en el masaje tántrico

Entre las múltiples experiencias interiores que podemos tener durante un masaje tántrico, está la de recordar antiguas experiencias dolorosas que han dejado una impronta en nuestro cuerpo físico y en nuestro cuerpo emocional. En el estado de pura conexión con quién somos en realidad se puede dar la alquimia de, en vez de sufrir por ello, sanarlo a través del amor. Entonces, la ligereza y la gratitud ocupan, de forma nueva, ese espacio de dolor.

Hace unas semanas recibí por primera vez un masaje tántrico. No tenía nada claro lo que era.
Grata sorpresa la mía, ya que fue una experiencia dimensional en la cual reviví malos momentos, no muy agradables, de mi infancia, como una observadora y, sólo puedo decir, que lo pude mirar con amor. En esta experiencia mi conclusión fue GRATITUD POR QUIEN SOY.

C.

 

La sorpresa en el masaje tántrico

Casi nunca el masaje tántrico se parece a aquello que habías imaginado, de hecho, siempre es mejor no imaginarse nada. La sorpresa puede venir en cualquier sentido, porque respirar y soltar el mental, al tiempo que despiertas los canales energéticos del cuerpo, es muy poderoso. Cada persona, en cada sesión, hace un viaje de descubrimiento de sí mismo y, el propio Ser, decide cuál es el regalo en cada ocasión.

Mi primer masaje tántrico con Llucia fue realmente increíble, fantástico, si no lo hubiera experimentado, no lo podría creer.
Con su charla antes del masaje fui descubriendo el inmenso poder del cerebro y la guía de Llucia durante la sesión de masaje es algo fabuloso!!!
Lo recomiendo a cualquier persona, si queda tan sorprendido como yo, entonces será otra persona encantada de conocer a Llucia y su buen hacer.
Un saludo!!

J.

Crecer como hombre con el masaje tántrico

Me maravilla cuando una persona joven muestra interés por el tantra, ya que, al ser un camino de autoconocimiento, suele despertarse más tarde la curiosidad por conocerlo.

Es como ver abrirse una flor que se prepara para dar frutos. Es un acto de confianza hacia sí mismo, un acto de fe hacia otro ser humano que apenas conoces, un acto de amor incondicional para aceptar una conexión muy profunda…. para luego soltar cualquier apego a la experiencia.

Agradezco la posibilidad de acompañar preciosos y sutiles despertares, que promueven la libertad de saberse energía vibrante, pululando por el Universo.

El lenguaje de la energía es Universal y no tiene edad.

¡Realmente me encanta haber experimentado el masaje tántrico contigo! Gracias por el tiempo que te tomaste para explicarme todo.

Durante el masaje traté de no pensar en nada, de dejar ir mi mente. Pero sé que es un ejercicio difícil para mí, porque no me atrevo a perder el control.

Recuerdo un momento en el que estaba muy relajado.

Al final me sentí más seguro, como si estuviera asumiendo el hombre, el ser humano que soy. Como si todavía fuera un niño y me ayudaras a ser consciente y orgulloso del hombre que soy.

El final fue muy intenso, sentí mucha energía, ¡¡Gracias!!

¡Quiero intentarlo de nuevo, seguir este camino y descubrir mejor este mundo invisible!

Espero aprender a hacer el amor con la misma intimidad y conexión profunda que tú transmites.

E. C.

Conservar la energía con el masaje tántrico

Cuando una persona está ávida de conocimiento, utiliza cada vivencia para aprender a mirar el mundo desde un lugar nuevo, con inocencia y flexibilidad. Entonces se despliegan regalos en cada encuentro. Y se puede aprender a conservar la energía, para disponer de ella cuando la necesites.

Estoy muy contento de haber tenido la primera experiencia de recibir masaje tántrico con Llucia, en muchos puntos me ha dado en el clavo con las recomendaciones, también me ha gustado mucho la apertura que tiene para dar el masaje, así como la naturalidad y el cariño, pude conectar con esto cuando estaba recibiendo el masaje y me quitó muchos filtros que tenía. Me gustó el punto humilde y honesto desde el que lo hace.

He notado cambios, tuve sensaciones nuevas después del masaje y estoy encantado por haber tenido esa vivencia, recomiendo a todo el mundo que lo pruebe.

R.

La alquimia de la respiración en el masaje tántrico

Respirar, respirar, respirar,…. confiar, abrirse a lo nuevo, observar las sensaciones,…. traspasar la conciencia al cuerpo y descubrir potencialidades no imaginadas. Respirar…. Ampliar la visión del mundo. Ampliar el espacio interior. Respirar…. Reconocer que no todo se puede explicar con palabras o percibir con los sentidos conocidos. Respirar…. Descubrir nuevas formas de gozar y vivir en Paz…. Esos son algunos de los dones de recibir un masaje tántrico mientras oxigenas cada una de tus células con la «respiración conectada». ¡Tanto por aprender de lo intangible!.

Hace unos días tuve mi primera experiencia con un masaje tántrico y, reflexionando, he descubierto que siguiendo las pautas de respiración que me indicaba Llucia pude desconectar completamente y sentir como sus manos repartían mi energía y la que ella aportaba por mi cuerpo, cómo recogiéndola suavemente para después repartirla enérgicamente hacia otras partes del cuerpo y eso hacía que notara sensaciones que mi mente y mi cuerpo desconocían.

Cuando llegué al masaje estaba como intranquilo y un poco inseguro por la experiencia nueva, pero, después de la conversación con Llucia me relajé, ya que cuando me habló y me miró a los ojos me dio mucha tranquilidad y seguridad.

Al principio de la sesión, una de las sensaciones que recuerdo es que, a partir del abrazo que recibí de Llucia, las dudas y los miedos se disiparon. Durante la experiencia sentí que más bien era un viaje por mi cuerpo, donde sus manos me llevaron a un estado mental totalmente relajado y a unas sensaciones en el cuerpo que iban desde la relajación al placer sensual y enérgico, algo nuevo para mí. Al salir del masaje estaba muy relajado y muy tranquilo.

Después de varios días aún recuerdo olores, sensaciones y algo que corría por mi cuerpo, a momentos suavemente y, en otros, como si pasase a otra dimensión a una velocidad muy grande. De hecho, en momentos del día, ya sea en el trabajo o en casa, cuando me relajo un poco, me vienen a la mente sensaciones que me hacen sentir muy tranquilo, incluso me viene el olor al aceite y el sonido de la sesión, y cada mañana al despertar, me siento bien.

Me he dado cuenta que tengo muchas cosas que aprender sobre mi cuerpo y, después de esta primera sesión, vendrán más para descubrirlas.

Llucia muchas gracias por acompañarme en esta experiencia.

O.J.

La afinidad y el masaje tántrico

Me encanta encontrarme personas con experiencia en el tantra, surge una afinidad natural que hace muy fluida la experiencia y la relación, es como hablar el mismo idioma… aunque realmente nuestros idiomas de nacimiento sean diferentes. Se da una gran libertad de acción, una comprensión de la «danza» de las energías, un gozo inocente y profundo a la vez. El juego de Shiva y Shakti.

Esta semana recibí un masaje tántrico de Llucia. Tengo una larga experiencia en el tantra y con los masajes tántricos y quiero compartir un gran agradecimiento a Llucia por la calidad de su trabajo.

¡Una gran conexión, una presencia muy agradable y un toque fabuloso!

¡Su calidad de escucha es excelente, lo que hace que el masaje sea intuitivo y fluido! ¡Realmente te invito a descubrir a esta maravillosa tantrika con un gran corazón!

Yves (Bélgica)

Testimonio original

Cette semaine j’ai reçu un massage tantra de Llucia. J’ai une longue expérience du travail et des massages tantra et j’ai envie de partager un grand merci à Llucia , pour la qualité de son travail

¡Une grande connexion, une très belle présence et un touché fabuleux!

Sa qualité d’écoute est grande, ce qui rend le massage intuitif et fluide! Je vous invite vraiment à découvrir cette merveilleuse tantrika au grand cœur!

Yves (Belgica)

testimonio masaje tántrico

La perfección y el masaje tántrico

¿Qué es lo perfecto en un masaje tántrico?… seguramente no lo que esperabas, lo  que imaginabas o lo que querrías… en realidad, es lo que necesitaba ser expresado o ser entendido. Y en cada persona es diferente y en cada «viaje» (aunque sea una misma persona) hay, al menos, un tesoro, una conexión, un click… que tan solo hay que estar abiert@ para verlo o sentirlo. Pero también hay mucho más.

En este caso hubo un descubrimiento especial, relacionado con la «suavidad», esa cualidad que pasa desapercibida en lo intenso, lo acelerado o en las inercias. Es normal no encontrar  palabras. Lo que se encuentran son certezas.

Poner palabras a este viaje es difícil de hacer pero, muy resumidamente, en dos palabras: «¡simplemente perfecto!!!»

Gracias, gracias, gracias.

M.J.

Testimonio original

Posar paraules a aquest viatge és difícil de fer però, molt resumidament, en dues paraules: «simplement perfecte!!!»

Gràcies, gràcies, gràcies.

M.J.

Los mensajes del cuerpo y el masaje tántrico

Cuando una persona ha hecho mucho recorrido en el reencuentro consigo misma, hay una serenidad ante las vicisitudes de la vida que se transmite desde el primer momento, además se desarrollan la responsabilidad personal, la auto escucha y el amor compasivo… son dones que ayudan a vivir cada experiencia nueva con apertura y confianza. Hubo una gran ternura y fluidez durante todo el proceso, un reconocimiento del maravilloso encuentro de dos almas. Solo puedo honrar y agradecer lo que cada viaje aporta a mi vida.

Mi contacto con Llucia fue a partir de una sugerencia. Entré en su web, me gustó lo que leí y, sobre todo, me dejé sentir lo que de ella me llegaba. Fue un acierto.

La intuición fue muy clara y concretamos una sesión. Yo no había recibido un masaje tántrico nunca. En el primer contacto con ella durante la entrevista ya me sentí confiada, así fue durante toda la experiencia. Llucia aporta un acompañamiento muy cuidado, delicado, sutil y amoroso. Vivo un momento personal de apertura y exploración, con la experiencia que hemos compartido he podido sentir mi energía, mi fuerza, su corriente en mí. Ha sido un viaje lleno de serenidad, de suavidad y ternura. Me ha permitido conectar con aquello más valioso, que es una misma. Es un regalo poder contar con su presencia, cálida, profesional y con la belleza de una persona abierta al Amor y a la Esencia que cada una llevamos.

Ahora que han pasado unas horas reconozco los efectos que suponen esta vivencia en mí, soy consciente de los mensajes que mi cuerpo me transmite y de como, paso a paso voy reconociéndolos. Agradezco profundamente a la vida que nos ha permitido encontrarnos.

Muchas gracias Llucia

C. H.

Testimonio original:

El meu contacte amb na Llucia va ser a partir d’un suggeriment. Vaig entrar a la seva web i em va agradar el què vaig llegir i, sobretot, em vaig deixar sentir el què m’arribava d’ella. Va ser un encert.

La intuïció va ser ben clara i vàrem concretar una sessió. Jo no habia rebut un massatge tàntric mai. El primer contacte amb ella durant l’entrevista em va fer sentir confiada, així va ser durant tota l’experiència. Na Llucia aporta un acompanyament molt acurat, delicat, subtil i amorós. Jo estic a un moment personal d’obertura i d’exploració, amb l’experiència que vàrem compartir he pogut sentir la meva energia, la meva força, el seu corrent dintre meu. Ha estat un viatge ple de serenor, de suavitat i tendresa. M’ha permés connectar amb allò més valuós, que és una mateixa. És un regal poder comptar amb la seva presència, càlida, professional i amb la bellesa d’una persona oberta a l’Amor i a l’Essència que cada un portam.

Ara que han passat unes hores puc reconèixer els efectes que suposen aquesta vivència dins meu, sóc conscient dels Missatges que el meu cos em transmet i com, passa a passa vaig reconeixent-los. Agraeixo profundament a la vida que ens ha permés trobar-nos.

Moltes gràcies Llucia.

C. H.